¿Qué es una buena foto? by Fernando Esté

Editar nuestras propias fotos es, en muchos casos, una tarea más difícil que lograr la imagen misma. Es por eso que las grandes publicaciones crean equipos de fotógrafos y editores para lograr el efecto visual más efectivo. Sin embargo, saber ordenar, filtrar y seleccionar nuestras fotos es una habilidad que debemos desarrollar aunque sea en un nivel básico.

Read More

Eres lo que comes...Eres lo que fotografías by Fernando Esté

Foto de Faceless

"Siempre hay dos personas en cada foto: el espectador y el fotógrafo", es una de las icónicas frases atribuidas al mítico Ansel Adams.

Para este artículo me voy concentrar en la segunda persona: el fotógrafo. Nos guste o no, nuestra fotografía nos representa más allá de lo que mostramos. Habla de quiénes somos, y, más importante, de cómo estamos.

Mientras rediseñaba la página, me di cuenta que mis trabajos más recientes y relevantes nacieron y se desarrollaron en momentos de tensión personal. Soledad, falta de conexión, aislamiento se ven casi como un leit motiv en estos trabajos. Considero que son los elementos que los atan como una secuencia. Se puede ver la distancia que existe...que siento al tomar esas fotos. Quizás es por eso que me he desarrollado fotográficamente a través del street. Me permita expresar esa desconexión que siento en los momentos de tomar la foto. Muchas veces salgo a la calle para calmar la ansiedad que siento en determinada época. Muchas veces no tengo éxito en salir del estado de ansiedad pero sí que logro traspasarlo a las fotos que produje ese día. 

En 2014, tuve la oportunidad de asistir a un taller de Matías Costa que se titulaba cartografía personal. Una de las cosas que dijo durante el taller es que, en su experiencia como fotógrafo, uno siempre gravita en torno a un tema, como mucho dos. Fue una idea que me impactó. Tres años después, si bien sigo estando de acuerdo con la mayor parte de ese concepto, también empiezo a cuestionarlo. 

La soledad y la distancia me han acompañado en muchas ocasiones. A veces para bien, muchas veces para mal. Sin embargo, no me gusta la idea de que esos dos conceptos son lo único que me define. Sé que somos mucho más que una sola sensación o emoción.

He estado replanteándome la street photography como único medio para mi. Es algo que haré siempre pero hoy me es insuficiente. No me llena todo lo que necesito. Me abro a otros géneros aunque no sea lo común en este medio. Buscaré una fotografía donde haya una conexión más significativa con mis sujetos y que me permita expresar un abanico historias más grande. Si somos lo que comemos...y somos lo que fotografiamos, igual es buena idea tener una dieta balanceada. 

Lista de enlaces sobre inspiración y creatividad by Fernando Esté

Hace unos días publiqué un artículo sobre la inspiración y la creatividad. En él os prometía una lista de enlaces relacionados con el tema. Aquí van:

Motivación Vs Expectativa por Carlos Spottorno

La disciplina, esa evasiva necesidad por Juan Carlo Rodríguez

Transform por Zack Arias

Your elusive creative genius por Elizabeth Gilbert (posibilidad de subtítulos)

The Science of inspiration (And how to make it work for you) por Eric Ravenscraft (Está en inglés pero Google hace muy buen trabajo en traducirlo)

World Press Photo 2016 by Fernando Esté

World Press Photo (WPP) revela los resultados de su premio anual una vez más. Una vez más yo veo las fotos y quedo hecho polvo. Una vez más estoy contrariado. Supongo que la capacidad que tienen muchas de las imágenes de hacerme sentir así es evidencia de su calidad y del porqué son las seleccionadas para este prestigioso premio.

Me siento contrariado porque, por un lado, son fotos muy buenas pero muy duras. Algunas son realmente tristes. Por el otro, son necesarias. Creo que todos (no fotógrafos incluidos) nos hemos cuestionado la ética de fotografiar el dolor ajeno y divulgarlo pero ¿si no sabemos dónde ni cómo se producen las tragedias cómo seremos capaces de tomar acción para solucionarlas? Creo que ahí está el verdadero valor de estos fotógrafos. 

¿Se deben premiar estas fotos? Pues si el premio refuerza el foco sobre los asuntos de los que hablan estas fotos, sí. Quiero pensar que, al poner estos temas en la portada de la opinión pública mundial, ayuda a convencer a los que tienen el poder a movilizar los recursos a los lugares donde son más necesitados.

Reconozco que es un tema polémico. Como tal, pienso que merecen debate, mucho debate. Este es mi pequeño aporte. 

Aquí os pongo una lista de las series y fotos que más me gustaron de los ganadores de este año. Mi criterio es un equilibrio entre calidad visual y fuerza del contenido. Esto último nunca falta dentro de los ganadores del WPP.

Series:

Nancy Borowick (Esta es la que más me gustó. Es muy triste pero íntima y potente)

David Guttenfelder

Kevin Frayer

Daniel Berehulak

Fotos individuales:

Warren Richardson (Esta fue la ganadora absoluta del premio)

Zhang Lei

Kevin Frayer (Sí, ganó dos veces en la misma categoría. Uno por serie y otra por individual)

Mauricio Lima

Zohreh Saberi

Rohan Kelly

Anuar Patjane Floriuk (esta casi parece fantasía)

Matjaz Krivic (el retrato más potente de todos los elegidos en mi opinión)

Matic Zorman

 

 

 

 

Sobre inspiración y creatividad: seis herramientas para ejercitar el músculo creativo by Fernando Esté

Trabajar o tener un hobby creativo conlleva cierta carga. La inspiración no siempre nos acompaña. Parece que un día llega, está con nosotros un buen rato y, luego, se va caprichosamente como vino. Otras veces, nos quedamos esperándola con la esperanza de que la anterior no haya sido la última vez. 

Hay quienes parecen tener una relación constante con la inspiración. Siempre están con ella y nunca les abandona. Otros, como yo, tenemos una relación intermitente que es compensada en intensidad. Cuando está, llega a quitarme el sueño y luego me quemo. Este es el término que uso para cuando la inspiración se va y deja atrás las consecuencias de un torbellino creativo.

La duración de este período de sequía suele ser irregular, aunque en el último año y medio me he dado cuenta de que dura entre 45 y 60 días. Supongo que tiene que ver con la biología. Mi cuerpo y mente necesitan descansar y liberar espacio, bajar el volumen al ruido y quedarse con lo armónico solamente. 

La inspiración es caprichosa, sin duda. No tenemos control sobre ella. Sin embargo, podemos intentar tentarla a que regrese. Cada quien tiene distintos métodos y estos son algunos de los que me han servido a mí.

1 Puertas afuera

Salir y nada más. Estar en espacios abiertos y observar. Sin cámara, solo mirar los movimientos de la gente, las cosas que suceden, las que no, los detalles, los colores y las texturas. Personalmente, me es imposible salir y no “tomar fotos mentales de lo que veo”, digamos que es un ejercicio de agilidad visual. En todo caso, me recuerda a un dicho atribuido a Séneca “La suerte es cuando la preparación se encuentra con la oportunidad”. Con este ejercicio estamos poniendo la parte de la “preparación”.

Esto lo podemos hacer en cualquier entorno: urbano o no. Yo he estado inclinándome más por los espacios naturales y rurales en los últimos dos años. Supongo que al vivir en una ciudad grande como Madrid, tengo lo urbano bastante cubierto. Lo mejor es que es una manera de buscar la inspiración gratis o al menos con un presupuesto bastante bajo.

2 Arte alimenta-arte

 Lugar correcto a la hora mágica correcta

Lugar correcto a la hora mágica correcta

Asumo que la mayoría hacemos esto para inspirarnos. Consumimos arte y, de ahí, se nos contagia el impulso de crear. Puede ser cualquier cosa: una exposición de un pintor que admiramos, una gran película, observar con detenimiento las esculturas y edificios destacados de nuestra ciudad… Lo cierto es que tomar contacto con las obras de otros, en especial de los que admiramos, puede tener un efecto positivo en el proceso de desbloqueo creativo.

En este caso, destacaría que, si bien todo esto está al alcance de unas pocas teclas, optar por Internet no es la mejor manera de hacerlo -en mi opinión-. Me atrevería a decir que es hasta contraproducente. La web es maravillosa, pero tiende a sobre saturarnos con información y, si de lo que se trata es de concentrarnos en la obra de otros, demasiadas distracciones no van a ayudar. Por lo tanto, al ver las obras de nuestro pintor favorito, las buscaremos en los museos cuando estén de visita. Las películas, en el cine cuyas salas están diseñadas para dirigir nuestra atención a la pantalla. 

3 Busca en las palabras

Leer puede ser una gran fuente de inspiración. Los escritores y los fotógrafos tenemos algo en común: contamos historias. Sólo que usamos un medio diferente. En esas narraciones podemos encontrar suficiente motivación para salir y crear nuestras propias obras. 

4 Tener un mentor

Alguien que nos guíe puede ser una herramienta fabulosa y aunque no siempre es posible, he encontrado que no necesariamente tiene que ser cara a cara. Es más, podría decir que el mentor y tú no tienen que conocerse. Si tienes uno o varios fotógrafos cuya obra te parece especial, una buena estrategia puede ser estudiarla, hacerse preguntas sobre la obra y entenderla. Es una forma fascinante de mentoría. Como en el punto sobre el arte, es mejor si lo hacemos a través de sus libros o copias en papel y no a través de la web. Yo he llegado a apartar tiempo en mi calendario para estudiar (no ojear) los libros de Steve McCurry, Constantine Manos, Alex Webb o Robert Frank que tengo en casa. 

5 Sigue las notas

No sé vosotros, pero yo tengo una gran pasión por la música. Es muy raro el día en el que no tengo una canción en la cabeza al momento de despertarme (a veces es una canción muy mala que desafortunadamente se coló durante el sueño). La mayoría de nosotros escucha música todos los días: cuando vamos o venimos del trabajo, cuando cocinamos, cuando nos duchamos… En este caso, propongo escuchar música por el mero hecho de escucharla y prestar atención. No solo escuchar sino también oír la música. Ponte unos auriculares, pon ese disco nuevo que tanto te gusta o un clásico que tienes tiempo sin escuchar y cuando termines seguro que no serás la misma persona.

6 Aprieta el disparador

 El mal clima y poca luz no deberían ser un obstáculo

El mal clima y poca luz no deberían ser un obstáculo

Suena contradictorio pero una muy buena manera de buscar la inspiración y desatascarse es precisamente ponerse manos a la obra. Es una técnica que aprendí de los escritores y que he descubierto que funciona -la mayoría de las veces-. Probablemente regreses a casa con fotografías que no sean las mejores, pero lo importante es el ejercicio. La creatividad es como un músculo, si no lo usamos se atrofia y, si está atrofiado, no podremos aprovechar cuando la inspiración nos visite. 

Esos son mis métodos. Todos tenemos nuestro kit de herramientas para ir detrás de la inspiración. Todos funcionamos de una manera distinta ¿Cuáles son tus técnicas para ejercitar el músculo de la creatividad?

Estoy haciendo una lista de enlaces sobre la inspiración que quiero compartir con vosotros y que publicaré pronto aquí.

Lavado visual by Fernando Esté

La primera cita relativa a la fotografía que recuerdo haber aprendido fue “el reto no está en fotografiar lo nuevo sino fotografiar lo conocido de manera novedosa”. Estoy parafraseando y lamentablemente no recuerdo el autor de la cita. 

Entonces estuve de acuerdo y aún lo estoy. Muchas veces confundimos la novedad con una buena foto. Sin embargo, lo nuevo es casi tan importante como lo conocido.

Hace poco tuve el privilegio de estar dos semanas en Japón. Fue mi primera vez en Asia. Fue, sin duda, una avalancha de cosas nuevas. Un montón de imágenes que me costaba creer que estuvieran frente mi. Quizás algunas de ellas caerían en el cliché pero, es importante hacer esas imágenes. 

En todo caso, todo esa exposición tuvo un gran beneficio para mi trabajo fotográfico: me desatascó. Podría decir que fue una especie de lavado visual. Además me permitió volver con nuevas ideas sobre mis proyectos (actuales y futuros) y por supuesto, con muchas imágenes. 

No dudes en decirme qué te parecen.

La captura... de conocimiento. by Fernando Esté

Recuerdo de pequeño escuchar, tanto a mi padre como a mi abuela, expresar su admiración por la profesión médica. La razón: los médicos nunca dejan de estudiar y eso cierto. Sin embargo, creo que esa cualidad puede, y debe ser, trasladada a todas las demás profesiones y oficios. La fotografía no es la excepción. 

Yo empecé mis primeros contactos con la fotografía en 2005 y, si algo me han enseñado las circunstancias es que, cuando pienso que empiezo a dominar el tema, me doy cuenta de que me queda un abismo por aprender. Y se nota. Así que tomé como hábito el estar siempre abierto a nueva información y formación.

  Tokio 2015

Tokio 2015

La fuente es variada: artículos que encuentro en Internet; un taller de fotografía al que me apunto; un máster -con el que tengo años soñando- que me obliga a pedir un préstamo o algún blog que me gusta mucho (Como este 😜)

Os paso algunos enlaces que siempre uso para poner en práctica esta formación continuada y sin fin. Son todos en inglés pero, aún así, se pueden aprovechar. 

  • Lynda.com. Este es, sin duda, mi favorita. Tienen un catálogo, casi inagotable, de tutoriales sobre prácticamente cualquier tema creativo. Lo mejor: no es solamente técnico. También podemos ver el método de los profesionales creativos
  • Eric Kim. Este chico está siempre dispuesto a compartir sus conocimientos en su blog ¡y los comparte constantemente y en detalle! ¡Gracias Eric! Posiblemente empiece a seguir sus pasos pero en castellano.
  • Macprovideo. Este es el que menos me gusta, pero para temas técnicos puede venir muy bien.


Al final, el conocimiento lo podemos sacar de muchos lugares. Estos son los que más me han servido a mi. Si descubrís alguno que os sirve, ¡no dudéis en compartirlo en un comentario!